La Justicia Ordenó Pagar las Guardias Pasivas como Horas Comunes
La Cámara del Trabajo determinó que las guardias pasivas deben ser abonadas por el empleador como horas comunes, y que este tipo de trabajo  no puede asimilarse al de las horas horas extras. Este argumento se sostuvo en una causa por el despido de un trabajador de una empresa de vigilancia. Los jueces señalaron que durante las guardias pasivas el empleado dispone libremente de su tiempo mientras no sea requerido por el empleador. El trabajador por el hecho de estar a disposición de la empresa merece un salario, aunque no presta efectivamente un servicio, por esa razón surge del fallo que el pago de guardias pasivas no puede equipararse al de las horas extras. Los magistrados resolvieron condenar a la empresa a abonar al trabajador un total de 996 horas reclamadas en concepto de guardias pasivas al valor ordinario.

 

Opinión

Acuerdo Privado de Reorganización empresarial: divulgando una herramienta poco conocida
Por Juan Andres Urgoiti
Bragard
detrás del traje
Carina Marcela Castrillon
De BULLO ABOGADOS
Nos apoyan